Tita es mexicana y lleva sólo unos meses en Madrid. Víctor madrileño de toda la vida. Cuando me encargaron hacerles la preboda y posterior boda, lo tuve claro. Les haría un tour por el Madrid histórico a modo de reportaje mezcla preboda y turístico. Ambos estuvieron muy colaboradores y encantadores a pesar de la caminata y de las largas horas de posado.

El resultado son unas fotografías de pareja enamorada muy tiernas y naturales. Poco más puedo añadir. Estoy encantado. Ellos también. me consta.

× Whatsapp